Unidades de Auditoría Interna

Las Unidades de Auditoría Interna (UAI) son parte integrante del Sistema de Control Interno. Según lo establece la Ley 24.156 de Administración Financiera y de los Sistemas de Control del Sector Público Nacional, las UAI son creadas en cada Jurisdicción y en las entidades que dependan del Poder Ejecutivo Nacional.

Actúan en función de las normas vigentes y con independencia de criterio y deben informar fielmente y de inmediato a la SIGEN y a la autoridad superior de cada Jurisdicción o Entidad, la falta de cumplimiento de cualquiera de las normas que rigen la administración financiera y los sistemas de control.

Dependen jerárquicamente de la autoridad superior de cada organismo y actúan coordinadas técnicamente por la Sindicatura General.

La SIGEN como órgano rector del Control Interno emite los lineamientos para velar por un adecuado ambiente de control e instruye a las UAI para que realicen eficientemente su función dentro del sistema. Asimismo, la SIGEN aprueba las estructuras con que deben funcionar y el perfil de su titular.

Al mismo tiempo, la autoridad superior es responsable del mantenimiento y de un adecuado sistema de control interno que incluye los instrumentos de control previo y posterior incorporados en el plan de organización y en los reglamentos y manuales de procedimiento de cada organismo y la auditoría interna.

El trabajo en equipo con las máximas autoridades, las Unidades de Auditoría Interna y la SIGEN permite lograr una sinergia que garantiza el cumplimiento de los objetivos de gobierno y genera un valor agregado en las áreas auditadas. Por medio del trabajo coordinado se consiguen mayores y mejores resultados, se optimizan los recursos del Estado y se alcanza mayor transparencia en la administración pública.